23. diciembre 2014 · Comentarios desactivados · Categories: Automotor · Tags: ,

progressive-driving-pleasure
Hay muchos ejemplos de tecnología inteligente y a medida que hacen del i8 un coche singularmente brillante, que parece el Batmóvil. Conducirlo es como caminar por un centro comercial lleno de gente llevando un mono flotante hecho de oro: todo el mundo quiere saber qué es. Los coches frenan y aceleran para ponerse a su lado, como lo puedes ver en grandes imagenes de carros deportivos modernos y con mucho estilo, normalmente con un móvil pegado a la ventanilla.

El i8 no solamente se parece al Batimóvll, se mueve como si acabase de salir de una cueva a través de una cascada. Cuando lo sacas de su movimiento eléctrico casi silencioso, el i8 cambia a un rugido robótico que es uno de los ruidos más gratificantes del mundo.

Su navegador por satélite, es como si estuvieras viendo a un seo en concepcion en máxima resolución, tiene la mejor pantalla HUD que existen en un coche: las direcciones y los límites de velocidad se proyectan en el parabrisas, flotando fijos en tu campo de visión.

Precisión amenazadora de estos carros deportivos

La autovía y en modo Confort, el i8 se conduce como un BMW, aunque uno muy pijo y del futuro. En una sinuosa carretera, el motor lanza un rugido de tecnología más agudo y la conducción se vuelve más ligera y nerviosa, pero se mueve con una precisión que indica cierta Inteligencia avanzada.

También puede realizar giros con convicción, recuerda a un vehículo con tracción en las cuatro ruedas con más potencia de lo que parece y muy estable.

Leer mas